Bienvenido

Estás en una página de Mateo Santamarta. Todos los textos y obras que lleven mi firma pueden ser difundidos libremente siempre que no haya ánimo de lucro. Se agradece que se cite su autoría.







Seguidores

sábado, 10 de marzo de 2012

11-M.192 víctimas inocentes en nuestro recuerdo



Monumento a las víctimas del 11-M en Madrid

Bajo el lema “192 víctimas inocentes en nuestro recuerdo”, el próximo domingo, 11 de marzo a las 10 horas, en la Estación de Atocha Cercanías, CCOO, UGT, la Unión de Actores y la Asociación 11M Afectados del Terrorismo rendirán homenaje a las 192 víctimas mortales y a todas las personas afectadas en el atentado terrorista del 11 de marzo de 2004, en Madrid.




10 comentarios:

Aristos Veyrud dijo...

Nunca serán olvidados.
No sé si estarás enterado donde y en qué anda uno de los señalados autores intelectuales de esta masacre terrorista.
Un abrazo Mateo!!!

mateosantamarta dijo...

Cuéntame, Aristos. Aquí hay gente que sigue empeñada en hacernos creer que fue ETA y que no fue una venganza cobarde contra la participación de España en la guerra de Irak -hicieron pagar ese error a las personas que mayoritariamente se oponían a esa guerra-.
Un abrazo.

Tini dijo...

Yo no me meto en cuestiones de quien solo quiero acompañar a las victimas!!!

mateosantamarta dijo...

Gracias, Tini. Un abrazo, amiga.

RECOMENZAR dijo...

me encanta este blog!!!!!!!!

mateosantamarta dijo...

Gracias, RECOMENZAR. Pues ya sabes que es tu casa. Un saludo.

virgi dijo...

Terrible y tristísimo.
Al final siempre mueren más inocentes que los que promueven estos actos. Me impresionó mucho el es espacio que hay en Atocha.
Otro abrazo, Mateo.

Isabel Martínez Barquero dijo...

También estuvieron en mi mente ese día. ¿Cómo no recordar?
Precioso homenaje, con una música bellísima.
Un abrazo.

mateosantamarta dijo...

Los auténticos generadores de estos desastres humanos salen siempre de rositas y, si es posible, pasando la bola a otro: sus sucios negocios se hacen con sangre inocente. Un abrazo, Virgi.

mateosantamarta dijo...

Yo no puedo olvidarlo porque, aunque ahora ya no cojo el cercanías en Atocha, cogí el tren unos minutos antes. Cuando llegué al trabajo y me enteré me dejó tocado: fui inmediatamente con un compañero a donar sangre y desde entonces soy donante habitual. Un abrazo, Isabel. En Madrid es más difícil olvidarlos porque quedaron el "Bosque de los ausentes" y el monumento a las víctimas en Atocha. Un abrazo, Isabel.